16 noviembre 2006

Artículo (a la carta): "Mi verdad sobre el periodismo deportivo"

Un servidor ha querido ser periodista deportivo casi antes de saber andar. Ahora estoy cumpliendo ese sueño, que aunque no sea como lo imaginaba, sigue siendo una profesión bonita, con aspectos buenos y malos, como cualquier otra. En los últimos tiempos, soy muy crítico con la situación del periodismo deportivo, y noto que muchos de vosotros también lo sois. De hecho, este tema ha ganado ampliamente en vuestras peticiones. He decidido hacer un artículo muy subjetivo, con vivencias en primera persona o muy cercanas, eso sí, espero que lo comprendáis, sin decir nombres.

Sólo citaré, como alguno ha pedido, tres programas o medios:
a) “El Rondo” (no estaría tan mal si se emitiese en Real Madrid TV)
b) “Maracana” (se salvaba cuando quería parecerse más a “El Día Después”; desde que pasó a ser un ‘circo’ y poco futbolero, pues fue agonizando hasta su final)
c) ‘Marca’ (sé que gente de dentro piensa como yo: la filosofía tras el último cambio de apostar por el sensacionalismo, la anécdota y la primacía de la imagen sobre el texto, que ha perdido mucha calidad, ha propiciado que haya bajado varios escalones).

La profesión tiene personas y trabajos muy valiosos. No obstante, este artículo se centrará en los pecados y vicios, presentes como en cualquier otro ámbito de la vida. Los principales son: servilismo, intereses comerciales o de otra índole, círculo cerrado, competencia y el gusto por el rumor.

1- Servilismo. Los periodistas y los medios procuran no molestar al club, jugador o institución que les interesa. Por ejemplo, si un redactor tiene que cubrir todos los días la información de un equipo, sabe que una crítica, una mala palabra o simplemente decir alguna verdad podría suponerle una ‘reprimenda’, la no concesión de entrevistas o el veto (sin conocer demasiado el tema, hay que mencionar que recientemente el Betis impidió la entrada a un partido y a algún entrenamiento a los compañeros de Radio Marca en Sevilla con el único argumento de haber hablado mal del club).

2 – Intereses comerciales o de otra índole. A la prensa de Madrid le interesan noticias que perjudiquen al Barcelona y al revés (un ejemplo que viví fue cuando, tras realizar una entrevista a un jugador del Real Madrid, la crítica de éste hacia el juego de su equipo enseguida interesó a un diario catalán, que llamó para escucharlo y que al día siguiente le dedicó una página entera). Además, hay muchas entrevistas conseguidas a cambio de citar o sacar una fotografía de la marca que viste al deportista. También podría contar que algunos periodistas defienden a determinado club, dirigente o deportista por amistad o interés de algún tipo. No hace mucho, un profesional conocido del periodismo ‘ordenó’ a un compañero sacarle a un jugador una declaración defendiendo a otro deportista (la situación era la siguiente: un jugador es criticado y no convocado por un entrenador, y la misión era que un próximo rival lo defendiera de modo tajante, sin tener ninguna relación con él que la justificase, es decir, no fue ex compañero ni amigo ni nada). El resultado fue contrario a ese interés, ya que prácticamente defendió la tesis contraria, la de las críticas al jugador. Por último, no es ningún secreto que se paga por ciertas entrevistas o presencias en programas. El entorno de Maradona me comentó hace algún tiempo que cuanto dinero, o en su defecto electrodomésticos para Cuba, ofrecía. Yo contesté que ya no me interesaba la entrevista.

3 – Círculo cerrado. Las tertulias o las colaboraciones se reparten siempre entre los mismos, muchos periodistas trabajan en más de un medio. Esto, por un lado, cierra las puertas a los que empiezan, y por otro, hace que la información sea menos rica, ya que las visiones se repiten en diferentes espacios y la ausencia de más variedad reduce que el lector, oyente o telespectador tenga más argumentos para formar su propia opinión.

4- Competencia. La necesidad de tener la exclusiva, de ser el primero o el único, hace que el periodista se vuelva menos humano con sus ‘rivales’ de profesión. Muchos pueden comer juntos cada día (es una costumbre habitual que se reúnan en los restaurantes típicos donde asisten jugadores, entrenadores o dirigentes, y los cuales se mencionan una y otra vez o desde los que se hacen espacios en prensa, radio o televisión) pero a la hora de la verdad si pueden ‘ganar’ al supuesto amigo, lo harán, aunque signifique pasar por encima de él (podría contar situaciones de directos en zonas mixtas). Esto, en parte, es normal. En muchos casos, los jefes presionan o los contratos –no tan buenos como la gente piensa- dependen de lo que aporte cada uno. Puedo relatar el caso de un becario al que su jefe, nada más entrar en una emisora, le dijo: “come con los jugadores, sal de juerga con ellos, pégate a ellos, será la única forma de que te concedan entrevistas cuando quieras y te enteres de las cosas”. Eso sí, lo que veo menos normal es que alguien realice una gran entrevista o consiga una importante declaración y vea que no es recogida o, si lo es, no se cite la fuente. Las razones fundamentales son comerciales (no resaltar el éxito del medio ajeno, salvo que sea uno del mismo grupo, alguno que no sea realmente competencia, o que el periodista que lo firme sea amigo o colaborador) y/o el ego que impide reconocer públicamente que el otro consiguió algo que tú no fuiste capaz o que ni siquiera se te ocurrió.

5 – Rumor. Vende muchos periódicos el tema de los fichajes, que es la parcela más frecuente del rumor. Por ejemplo, en un periódico deportivo, le pidieron a un becario en cierta ocasión que se inventase datos sobre el supuesto interés de unos de los grandes clubes españoles por un conocido futbolista internacional. Al día siguiente, se le dedicó más de una página a esa mentira. Y esto no hace falta argumentarlo mucho, simplemente hay que verificar cuantas contrataciones de las que se habla se consuman. Es cierto que hay rumores con fundamento que luego no se producen, pero esto ya es como el cuento de lobo. Y a veces sucede que a los representantes (o tal vez a periodistas afines a esos agentes) les interesa que se hable de un supuesto interés con el fin de incrementar el valor del jugador.

Pd. Esta es una visión subjetiva del periodismo deportivo (como vosotros podéis opinar sobre si este humilde blog es bueno, malo o cualquier otro calificativo). También quiero puntualizar que me he centrado en lo negativo (lo positivo daría para otro post), que he vivido mucho más que las personas ajenas a esta profesión, pero mucho menos que otros, ya que apenas soy un novato en esto. Podría seguir escribiendo líneas y líneas, pero no quiero aburriros y ciertas anécdotas o datos deben permanecer en el cajón. Espero que este artículo no defraude a los que solicitaron este tema.

Fotos: Google

--RELACIONADOS:
+Desde Fuera del área (I): ¿El nuevo periodismo?
+Zona Mixta (IV): Salvemos el buen periodismo

52 comentarios:

Salanova dijo...

Genial Pablo.

Pablo G. dijo...

@salanova
gracias

Nenin dijo...

Mundo de perros..La verdad es que lo del enchufismo, servilismo etc..son ismos muy corrientes en todas las profesiones.

Un saludo crack!

Mac Giver dijo...

Yo estudio periodismo deportivon y la verdad q esta profesión va de mal en peor.
Lo q decís es cierto y creo q sucede en todos los países.

Anónimo dijo...

No te enfades, pero flojo el comentario. Lo que has escrito lo puede hacer cualquiera, no hace falta ser periodista para poner esas chorradas. Criticas a 'El Rondo', al desaparecido Maracaná y a Marca... debes de ser buenísimo. Por cierto, mira dónde has puesto algunas comas.

hoeman dijo...

Muy bueno... yo creo que el principal problema es que hay un "monopolio" y que interesa más la cantidad que la calidad.

J.J. Medina dijo...

El artículo es muy bueno, Pablo, gracias. Por lo que dice el 'usuario anónimo', hay mucha gente que desconoce como funciona el periodismo deportivo, y si lo saben, a veces hay q recordárselo.

Un abrazo

Pablo G. dijo...

@nenin, mcgiver, hoeman
gracias por pasaros y me alegro que os guste (mcgiver, suerte)

@anonimo
¡Cómo voy a enfadarme!, soy consciente de que nada puede gustar a todos y respeto tu opinión así como te agradezco que la crítica haya sido con buenas formas. Es más, creo que se mejora más por las críticas que por los elogios.
No me conoces pero te apunto que con quien soy más duro es conmigo mismo; de hecho me considero un novato en esto y me falta un mundo para ser 'buenísimo'.
En cuanto a los de los programas o medios que cito, es simplemente una opinión subjetiva (al igual que la tuya sobre mi artículo) sobre tres peticiones que se me hicieron en otro post.
Vigilaré las comas pero como te digo no soy perfecto (menos mal). Ah! sólo te pongo una pega: prefiero comentarios identificados (pero eres libre de esconderte bajo un anónimo)

Pablo G. dijo...

@jj medina
gracias

www.checheche.net dijo...

Pues no me quito el sombrero porque no llevo, pero enhorabuena.

Little

Edu dijo...

Genial post,muy bueno

Sportinguista dijo...

Pablo muy bien te tomo la palabra para hablar de lo bueno. Lo del monopolio daría para hablar muuuuuuuucho tiempo.

Silvi dijo...

Me uno a todas las felicitaciones que estás recibiendo, es un gran post, escrito por un gran periodista.

A mí me gustaría, que hablases de las noticias que guardas en el cajón;-), cotilleo femenino.

Por cierto, al usuario anónimo, para elogiar o criticar, deberías tener nombre no? En fin...

Un beso Pablo!

Zu dijo...

A mí, me ha gustado tu artículo.

Yo no estoy metido en el medio periodistico y la verdad es que no me imaginaba que sería tan complicado trabajar con colegas.

Por fín alguien se ha decidido a contarnos a todos lo que muchos vemos (de forma subliminal) pero no nos han explicado.

Un saludo.

Pablo G. dijo...

@checheche
Gracias (es época de sombrero ya, ¿no?)

@edu
gracias

@sportinguista
ok

@silvi
qué cotilla jejeje... a ver el tuyo de mañana

@zu
gracias

Diego López dijo...

Más razón que un santo.

Javi dijo...

Pedazo de post. Nada mas que decir.

Pablo G. dijo...

@diego, javi
Gracias

Mr. Mamba dijo...

Muy buen artículo, para nada nos has defraudado. La verdad es que estas cositas siempre gustan saberlas para comprender por qué actúan de una u otra manera según qué medios.

Salut!

kai25 dijo...

Has confirmado lo que mucho pensamos o sabemos, pero siempre gusta más leerselo a un periodista.
Un saludo Pablo.

Félix B. dijo...

Bueno, muy bueno; eso sí, permíteme enfadarme un poco: y es que yo creo en el periodismo. Y creo, porque ante todo informar es también saber reconocer donde dejas a un lado la más centrada objetividad y donde vuelves a ser la persona que todos guardamos dentro para dejar caer lo que piensas. El periodista es persona y recordarlo no viene mal de vez en cuando.

Por los pocos (muy pocos) pasos que he podido dar en los 19 años que tengo en un mundo del que sólo he pisado el felpudo de la puerta y gracias a una emisora muy muy local de aquí de Bilbao, me he dado cuenta de que es un mundo en el que hay cierta desconfianza ante lo nuevo. Yo me he sentido observado en una rueda de prensa de Fernando Lamikiz, me he sentido mirado por encima del hombro por gente que seguía en la tele, pero también saludado y bienvenido con cariño por otros muchos, e incluso invitado por alguno del que ahora sólo puedo decir que es un gran amigo.

Con esto quiero hacer ver que bueno, la cosa no está tan mal como se pinta a veces. O al menos así es como lo quiere ver un novato con ojos de niño.

un abrazo crack ;)

Rick dijo...

Excelente Pablo G. Gracias por haberlo hecho. Es un privilegio que pertenezcas a la blogosfera.

Saludos

Rick dijo...

Y tengo que decirte, que los males que denuncias, son bastante comunes tambien en el mundo donde yo me muevo. Prima mas la "estetica" que la "etica" desgraciadamente.

Saludos

Paco Casal dijo...

Muy bueno Pablo G(arcia?)!!!

No de bola a esos hdp, q usted es un capo.

Voy tomar el numero 5, para vender algunos diarios: Paco Te Ama!

Pablo G. dijo...

@mr mamba
se agradecen vuestros comentarios

@kai25
gracias

@felix b.
yo también creo, y puntualizo en el artículo que me centro en los aspectos negativos pero que como cualquier profesión hay su lado positivo (suerte)

@rick
el privilegio es leer vuestros comentarios y pasarme por todos vuestros blogs (eso sí, como siga poniendo más links, tendré que 'comprar' tiempo para leerlos todos).. Todos los 'mundos' son así

@paco casal
gracias, eres un monstruo jejejjee (no acertaste el apellido jeje)

Menottinto dijo...

Fenomenal post, Pablo, muy bueno... Algunas de mis sospechas se han confirmado: más de uno se habrá hecho periodista deportivo para ser colega de Ronaldo y así, aparte de las entrevistas y demás, poder entrar a sus fiestas ;-)

Ahora en serio, hay cosas que huelen un poco. Lo que dices de la repetición de caras en tele, radio y prensa -muy similar a lo que sucede en la prensa del corazón- limita la creatividad y anula la entrada de aire fresco. Lo de la gestión controladora por parte de los clubes -creo que Calderón y Flo podrían aportar algo de luz al respecto- es para mear y no echar gota como casi todo...

Por no extenderme mucho más, diré que se nos ha ido de las manos el tema y se ha hecho del fútbol una cuestión de estado.

Más felicitaciones desde El Tikitaka,

Menottinto

Jose David Lopez dijo...

Gran post Pablo, no todo el mundo se atrevería. Yo, desde mi humilde vivencia, reconozco saber de ciertas compatibilidades con lo que se cita en el post.

Saludos

Rafa dijo...

Me sumo al coro de felicitaciones. Muy bueno, me he lo he pasado bien leyéndolo (a pesar de lo serio de la cuestión).

Ben cordialment

Pablo G. dijo...

@menottinto
gracias

@jose david
gracias y me alegra que hayas comprobado ciertas cosas (así la gente tiene más certeza de ellas)

@rafa
gracias y me alegra saber que te ha resultado ameno pese a la parrafada jeje

Silvi dijo...

Pablo me da verguenza colgar hoy mi post, después de este "pedazo" de artículo tuyo... en fin

Bueno, la semana que viene, espero el de la parte buena del periodismo, el de anécdotas divertidas, pero eso sí, que la calidad sea la misma.

Nos vemos en un rato, en mi sección amigos ;-)))

Eme dijo...

Personalmente creo que el problema del periodismo deportivo en este país es la magnitud que está alcanzando. Cada día hay más medios, más televisiones, más plataformas digitales, etc. Los telediarios dedican cada vez más minutos a los deportes, que son de las pocas secciones que son patrocinadas. En internet, los blogs deportivos se multiplican. Y en las escuelas hay un montón de gente con ganas de dedicarse a este tipo de periodismo.

Pero claro, con tanta gente, tantos intereses en juego y tantas posibilidades es difícil separar la calidad de la vulgaridad. Si nos fijamos en términos generales, cada vez se escribe peor (faltas de ortografía, dificultad para expresarse...) y la calidad de las entrevistas o los comentarios televisivos/radiofónicos es menor. Marca, El Rondo (filial de Marca) o Maracaná son excelentes ejemplos de lo que no es periodismo deportivo, sino puro negocio y espectáculo.

Ya nos hablarás de lo bueno, que seguro que también existe.

VON_PAULUS dijo...

@pablo
Buen artículo, sí.
Pero, siempre hay peros, ¿observas diferencias entre el periodismo deportivo y el general? ¿Has oìdo en la Cope, por ejemplo, algún elogio al PSOE o leído en El País una buena crítica al PP?
Eres periodista, dices (que no lo dudo, para nada). Entonces sabrás que para hacerle una entrevista a fulanito ya no vale con encontrarte con él y quedar. Eso pasaba antes, hace muuuuchos años. Hoy tienes que hablar con su 'jefe de prensa particular' (excepto contadas excepciones).
Pero, en general, lo que pienso que va de capa caída es el mundo de la comunicación en general. Prima la crónica rosa, el escándalo mal entendido, el peloteo y, en muchos casos (como dices) la ocultación de información 'por si acaso'.
Eso del 'no dejes que la verdad te chafe una noticia' está demasiado en boga. Y así nos va...

@mcgiver
La profesión no va de mal en peor. Que los árboles no te tapen el bosque. Por suerte, existe periodismo más allá de los periodistas mediáticos. Mira, por ponerte un ejemplo, Alonso no habría ganado el Mundial de F-1 sin la ayuda de sus mecánicos de la misma forma que los diarios no se publicarían sin el trabajo de los periodistas anónimos (y casi siempre mejores profesionales que los mediáticos, muchos de ellos mediodres por cierto).

El problema es que prima el espectáculo... Porque es lo que demanda la audiencia. Todo el mundo critica, por ejemplo, a los programas (cutres a mi entender) del corazón ¡Y son los que tienen más audiencia!

Martí Perarnau dijo...

El periodista está perdiendo todas las batallas. Frente al show, frente a la industria, frente al poder. Pero hay que seguir luchando. Gracias Pablo por seguir peleando a diario.

Saludos

Pablo G. dijo...

@silvi
en breve, se subirá tu post... sobre lo de la semana que viene, da más tiempo que no es plan de aburriros a menudo

@eme
tienes razón en lo de la saturación

@von paulus
escribo sobre lo poco que conozco, pero mi bervísima experiencia en otro periodismo, creo que no es muy distinto. Y me alegra que resaltes a los 'sin nombre'

@marti perarnau
gracias

Eduardo Garcia Lopez dijo...

Sin duda el periodismo deportivo en este país todavía tiene mucho que mejorar, creo debería tomar ejemplo de alguna de las cosas del peridismo deportivo americano : la profesionalidad extrema en todo momento, la rutina y obligatoriedad de ruedas de prensa de jugadores, declaraciones, etc. por ejemplo.

www.checheche.net dijo...

El post me parece muy clarificador. Yo simplemente añadiría un hecho que, lejos de servirte de consuelo, creo que sirve para preocuparse más: el tipo de cosas que cuentas ocurre en todas las profesiones.

No está podrida la profesión de periodista deportivo. Está podrida la sociedad y por lo tanto todas las profesiones.

En fin, Pablo G., siempre nos quedará la cerveza...

Pkdor

zaragocista dijo...

Ole ole y ole y perdon por llegar tarde,.

Un aounte sobre lo que dices de Marca. En contadas ocasiones lo compro. Pero es que con el camnio de directiva he visto reportejes tipo "Que pasaría si el Madrid no existiera" que ocupa 2 paginas del diario y llega a la genial conlcusion (entre otras) que La Cibeles no sería lo mismo. Pero que broma es esta???

Pablo G. dijo...

@eduardo garcia lopez
desconozco el periodismo americano, pero todas las cosas buenas se deben copiar vengan de donde vengan

@checheche
el periodismo deportivo es un fiel reflejo, como cualquier otra prefesión, de la sociedad en general, efectivamente

@zaragocista
gracias... El marca ha apostado por esa línea, sí

Teo dijo...

Muy bueno. Me uno a la lista interminable de felicitaciones...
Se puede decir más alto pero no más claro. El periodismo deportivo se está pudriendo gracias al sensacionalismo mesetario...

Un saludo

Fernando Testón dijo...

Muy bueno tu comentario y estoy bastante de acuerdo con lo que dices. Todos los periodistas se estan volviendo comerciantes y quieren ser protagonistas del deporte. No se dedican a informar sino que se dedicana intentar venderte cosas que no son o a dar palos a la gente sin motivo alguno.
Saludos y a seguir así

Pablo G. dijo...

@teo,fernando
gracias

Antihéroe dijo...

Me ha gustado el artículo pero no era exactamente lo que pretendía que hicieses. Tampoco quería que dieses nombres propios (¡o sí!) pero creo que te ha salido un tema muy generalizado del que creo que casi todos somos conscientes (a nadie se le pasa por la cabeza que De la Morena, por ejemplo, hable mal de Iniesta, Eto´o o Luis Aragonés). De todos modos gracias por aceptar la propuesta.


PD. Si quieres que te proponga otro tema para otra ocasión de los blogs a la carta te propongo tu visión sincera de todos los blogs que te comentamos.

Xavi dijo...

Te vuelvo a felicitar por el post, y te hago una pregunta, serias capaz de retransmitir un partido del Sporting? y de manera obejtiva?

Un saludo y felicidades por los 3 puntos.

Pablo G. dijo...

@antiheroe
gracias y siento que no fuera exactamente lo que querías

@xavi
ya lo he hecho... fui subjetivo porque así tenía que ser, pero si tuviera que ser neutral o ir con el rival, lo haría... Gracias, se ha sufrido hoy jejeje

Romerito dijo...

Bueno, me dijeron que tu post era bueno, y me mintieron es mejor.

Felicidades, y esperamos más.

Cuida a tu colaboradoram de los viernes!

Pablo G. dijo...

@romerito
gracias (pero exageras)...y trataremos de cuidarla entre todos

Anónimo dijo...

Reflexiones sinceras, maduradas, experiencias, no verbalismos,..pero ¿Qué alternativas habría? ¿Cómo salir del "círculo"? Desde la calle, en el arroyo,.. Aquí no hay poder mediato..
Quizás todo puede valer para una publicación, que sería difícil encontrar editorial..¡!
Seguidor intermitente

Joan A dijo...

Muy buen artículo, me ha gustado mucho.

También tengo oído que a veces hay futbolistas o clubs que han pagado el silencio de los periodistas, ¿sabes algo?, no digo que nos des nombres, solo si conoces algun caso.

Pablo G. dijo...

@anonimo
gracias

@joan a
no conozco casos pero me imagino que se callarán cosas a cambio de entrevistas u otras cosas

Juan dijo...

El grado de sensacionalismo que hay en la prensa cule esta muy por encima de la de Madrid.
Al menos en esta ultima cuando el Barça gana un titulo se le dedica la portada y las primeras paginas.

Cuando el Madrid gano la 7ºCopa de Europa la portada de uno de los diarios catalanes era la casa de Van Gaal.

balonreondo.- Fran y ... dijo...

Excelente apunte de los "periolistos" que mandan en la prensa deportiva actual.
La que se ve mas, claro. La mas frecuente, la del impacto, la del circo. La que reparte prevendas. Que es la mayoría, aunque en manos de unos pocos.
Hay otra mas seria que se lee. Como esta que acabas de hacer.
Felicidades.

Lo que no es de recibo, es que periodistas realicen ataques y dañen imagen de deportistas honestos y trabajadores. O de Clubes que logran méritos deportivos. Es ahí cuando se cubren de porquería, ellos y la profesión periodística.
Jose María García decía que hoy hay muchos periodistas de tercera regional, que dirigen las prensa deportiva de élite.
Es ahí cuando otros peridistas deberían desenmacararlos y denunciarlos públicamente. Por el bién de la profesión.
Pero es un gremio, como tu dices, muy sectario, con mucho compadreo, muy chavacano y cada vez más ridículo.
Es vergonzoso.
Eso sí hay ecepciones. honrrosas ecepciones, que se la juegan de vez en cuando.Incluso que denuncia a malos compañeros por miserables.
Y puedo señalar así de repente, tres, pero nunca serán los babosos servilistas que aparecen en todos los programas de circo.
Aunque si que son valorados y reconocidos. Esos son los que hay que buscar y darme popularidad.
Salud
Fran

inversiones en oro dijo...

hello, this post is amazing, i would like to read more about it, because think that this information is very interesting.