24 marzo 2006

Vergüenza y chapuza (añadido video y sanción)

Actualización: El Comité de Competición ha sancionado al Atlético de Madrid con 3.000 euros de multa y apercibimiento de clausura si hay reincidencia.
Lamentablemente anoche no se habló de la superioridad del Sevilla, que ganó 0-1, ni de los dos penaltis parados por Leo Franco, ni siquiera de la oportunidad que se le escapó al Atlético de Madrid para afianzar sus aspiraciones a entrar en Europa. La noticia ayer fue otro capítulo más de los actos lamentables del fútbol español en los últimos tiempos. Aún está reciente el monedazo al linier en Mestalla, aún nos acordamos de la invasión por parte de algunos 'aficionados' en un entrenamiento del Atlético en Majadahonda, y ya tenemos un incidente más que sumar a la lista. La Liga este año va a ser más conocida por este tipo de situaciones que por su fútbol, que está dejando mucho que desear (cualquier partido de zona media de la Premier le da un repaso en espectáculo a un encuentro de la zona alta de nuestra competición).
(Foto: Reuters)
Ayer, primero fue la vergüenza de ver cómo caían numerosos objetos al campo, incluida una botella de whisky, y observar cómo una lata impactaba en Palop. Le siguió el bochorno de las discusiones y tánganas entre jugadores y otros representantes de ambos clubes. Por último, vino la chapuza arbitral de reanudar el partido, cuando ya no había casi público, cuando algunos como Leo Franco reconocían que ya se estaban duchando y cuando nadie (ni las televisiones) esperaban que se disputaran los 12 minutos restantes. Y claro, esa decisión equivocada sólo podía desembocar en más polémica: dos nuevas expulsiones en el equipo madrileño, que acabó con ocho jugadores el duelo.
(Foto: As)
Lanzo una pregunta: si el impacto de la lata hubiese sido contra el árbitro o un asistente (como en Mestalla), ¿se hubiese reanudado? Todos sabemos la respuesta
En fin, esperemos que sea el último capítulo de este tipo en el fútbol español. Creo que estamos más necesitados de erradicar esto y menos de darle tanta importancia a los gritos racistas, que tampoco deben pasarse por alto, pero que, al fin y al cabo, considero que no es racismo sino estupidez y querer descentrar al contrario. La muestra es que también hay insultos contra las madres de algunos jugadores o deseos de muerte para algunos futbolistas y otro tipo de gritos. No quiero decir que eso no ataque al orgullo o como queráis llamarlo de los deportistas, pero el riesgo físico del lanzamiento de objetos siempre es más importante. Es mi opinión, tú puedes expresar la tuya.

6 comentarios:

kai25 dijo...

Todo empezó el día que no se castigo con ejemplaridad el Nou Camp el dia que a Figo se le lanzaron moviles, cochinillo, botella de whisky...

Saludos

Pablo J. Rivera dijo...

Lamentable, entre todos los que nos gusta el fútbol y vamos al campo no a jugar a la feria, sino a ver un deporte, debemos pararlo.

Diego López dijo...

Vergonzoso. Te aseguro que si algo hubiera impactado en algún componente del trío arbitral, seguro que se habría suspendido el partido definitivamente. Es una vergüenza.

Michel dijo...

Otra pagina negra en el fútbol español y ya van siendo muchas de estas.

Markos_Puga dijo...

Todo empezó el día q no se sanciono el cierre del Camp Nou. La FEF tiene lo q se merece.

Anónimo dijo...

What a great site »