26 julio 2010

La salida de Raúl y Guti del Real Madrid

Un club debe cuidar especialmente a sus símbolos. Raúl y Guti se supone que lo son del Real Madrid. Como lo eran, en menor medida, Hierro, Redondo, Roberto Carlos... y, en idéntica medida, Del Bosque. Y ambos, el 7 y el 14, han sido empujados hasta la puerta de salida, aunque luego ellos la atraviesen por su propio pie y eligiendo su destino. Son dos casos con matices distintos.
Guti ya expresó en su día su deseo de irse, pero no así el que llaman el gran capitán. Ese que tenía un ejército de defensores que clamaban por su sitio en la Selección hasta que ya les daba vergüenza. Sin embargo, sus fieles se rindieron muy pronto sobre su rol en el club madridista. Nadie discutió lo más mínimo su suplencia y ahora nadie pide que se quede o que, al menos, se le hubiera dado una despedida más digna. Ni se le despidió en el césped del Bernabeu, ni se le permitió iniciar la pretemporada con el resto de compañeros no mundialistas. Y hoy, en el día de su rueda de prensa de despedida, la gente sólo se aferra a recordar sus números ya muy pasados, sin reivindicar para nada su sitio en el presente. ¿Ya no es el gran Raúl? ¿Ya no es el alma que ayuda a todos desde el vestuario? ¿Ya no confían en que esté siempre en el sitio preciso en el momento adecuado? ¿Ya no existe aquel contrato vitalicio ni los deseos del madridismo de que se retire vistiendo únicamente la camiseta blanca? ¿Ya no importa que se vaya sin la ovación de su estadio, sin levantar una Copa?
Hoy volverá a aparecer su ejército de defensores para una vez más, y van infinitas, nos recuerden a todos ese historial de registros de récord. Pero no pedirán su continuidad ni que se le despida a la altura de ese palmarés. Esto ya lo tenían que tener claro todos desde hace meses. ¿No hubiera sido más fácil, entonces, dejar que el Bernabeu les hubiese ovacionado en el último partido de la pasada Liga, aunque fuera dando una vuelta de honor con el partido ya finalizado? No soy sospechoso, más bien lo contrario, de pertenecer en los últimos años al movimiento raulista. Tal vez por eso, debe tener más valor que alguien como yo diga que le parece increíble que el Real Madrid vuelva a tratar a dos símbolos, dicen además que uno es EL SÍMBOLO, de este modo. Para ser el mejor club del mundo, hay muchas cosas donde se debe ser el nº 1, no sólo en fichajes, victorias o títulos.

8 comentarios:

Juan Al dijo...

El símbolo de un club lo marca el último partido jugado, no los partidos jugados hace 15 años. Y así en todos los clubes con todas las aficiones.

Chus dijo...

Me da pena que Raúl se vaya así por la puerta de atrás, se merecía otra salida. Su trayectoria es de elogiar, se fue adaptando a los tiempos y sobrevivía a base de cazar balones en el área. Mucha suerte allá donde vayan los 2.

Saludos.

No, gracia a vo´ dijo...

Se van del Madrid dos históricos como Raúl y Guti. Uno que fue ejemplo por su profesionalidad y otro que tuvo sus idas y vueltas pero que no dejó indiferencia.
No soy seguidor merengue pero si lo fuera estaría muy triste. Que se vayan dos jugadores luego de tantos años es un paso más en la pérdida de identidad del club.

Saludos!

sagrox dijo...

Sinceramente Guti ya hace años que no tendría que pertenecer a ese club, un tío con esa grandísima calidad que pudo marcar una época y a la vez tan poca cabeza, su despedida a la altura de su historia en el Real Madrid, siempre más famoso por sus "historias" que por su juego.
Raúl independientemente de que guste más o menos a sido un hombre importante no solo en la historia del Real Madrid también en el fútbol español me parece lamentable las forma de su salida del Real Madrid creo que hoy ese club que presume de ser el más grande ha quedado reducido a cenizas en cuanto a elegancia, ya que la caballerosidad hace muchos años que la perdió, si fuese aficionado y seguidor de ese equipo estaría abochornado de como el jugador más importante en los últimos 30 años sale prácticamente a patadas en el culo, pero bueno ya le pasó en la selección, ver para creer

Eneko C. dijo...

Mi opinión sobre Raúl es más o menos la misma que la tuya y también me parece una vergüenza la forma de salir de un club, q aunque el personaje en cuestion te caiga bien o mal, en el que él lo ha dado todo.

Pablo G. dijo...

Gracias por vuestros comentarios. Saludos

inversiones en oro dijo...

hello, this post is amazing, i would like to read more about it, because think that this information is very interesting.

robinson dijo...

soy colombiano,fanatico del real y la salida de raul es una falta de respeto por un trabajo y mas por una persona y jugador que le dio tanto a un aquipo,una ciudad y un pais,ademas darle el 7 a otro, ojala que algun dia por cosas de la vida el los elimine en torneo.